LA ENTELEQUIA

Dícese de algo que es irreal. De irrealidades y, de otras, no tanto, pretendo escribir inspirándome en Fdo. Savater y rindiendo este mi pequeño homenaje al lúcido fundador de BASTA YA, aquella idea que constituyó el principio del fin de la otra locura vasca. Lo hago así porque no soy capaz de responder de otra manera a esta otra, a todo esto tan cansino, por el hastío y, tal vez, porque tanto mi familia como los escolapios de Getafe me enseñaron en su día a enfrentarme a las injusticias, a no mirar para otro lado cuando hiciera falta. Por el hastío del Procés, la mosca cojonera que no deja de incordiarnos de continuo; casi tanto como el agresivo marketing de esa empresa de seguridad que inmisericordiamente tampoco deja de recordarnos el que podemos ser asaltados, robados y humillados. ¿Qué diría la sociedad si los médicos, al calor del humano negocio, nos avasallara, importunara y angustiara también todas las horas con anuncios institucionales advirtiéndonos de que cada día que amanece puede traernos un cáncer no deseado, invitándonos por ello a pasar por la preventiva taquilla galénica? Continuar leyendo «LA ENTELEQUIA»